Grupo sanguíneo y dieta

Comparte esta pregunta: 
Cristina

Hola Javier. Tengo una amiga que está siguiendo un programa de adelgazamiento en un centro especializado. En la dieta que está siguiendo hay ciertos alimentos que le han desaconsejado independientemente de su aporte calórico, porque no son adecuados por su grupo sanguíneo. ¿Realmente hay alimentos que nos pueden favorecer o perjudicar según nuestro grupo sanguíneo?

Hola Cristina,

 

La dieta según el grupo sanguíneo no es algo nuevo, de hecho, ya por la década de los 50, el Dr.James D´Adamo comenzó a indagar sobre ello. Sin embargo, no fue hasta 1996 cuando Peter D´Adamo, y tomando el legado de su padre, comenzó a lucrarse con la publicación de su libro “Eat Right 4 your type”. Un libro que venía a explicar como según nuestro grupo sanguíneo, nuestro cuerpo estaba adaptado a un tipo de alimentación u otra.

 

Las bases que tratan de sustentar esta idea radican en la ligazón que existe entre la época en la que se genera cada uno de los grupos sanguíneos y la alimentación que se llevaba durante dicho periodo. Presuponiendo que, si poseemos un grupo sanguíneo concreto, deberíamos estar mejor adaptados a los alimentos que se consumían en el periodo en el que se generó ese grupo. A raíz de ello, y según esta hipótesis, surgen 4 tipos. Del más antiguo al más moderno; el tipo O, “los cazadores”; el tipo A, “los agricultores”; el tipo B “los nómadas”; y el tipo AB, que es una mezcla de las dos anteriores.

 

Hasta aquí todo parece bonito, e incluso lógico. Sin embargo, es un planteamiento con bastantes agujeros. Entre ellos, y como punto de partida, algunos autores discuten el tiempo y orden de aparición de dichos grupos sanguíneos, no coincidiendo con lo que plantea D´Adamo 1,2. En suma a ello, es relativamente complicado establecer la alimentación exacta que se utilizaba hace miles de años, aunque tengamos ligeras orientaciones.

 

En relación a su eficacia, la revisión más extensa que hay hasta la fecha sobre este tipo de planteamiento, concluye que: Actualmente no existe evidencia suficiente para validar los supuestos beneficios para la salud de las dietas del grupo sanguíneo. Para validar estas afirmaciones, se requieren estudios que comparen los resultados de salud entre pacientes que se adhieren a una dieta de tipo sanguíneo y los participantes que siguen una dieta estándar, dentro de una población de tipo sanguíneo particular.

 

De igual modo, y en relación a estos supuestos beneficios que sus autores anuncian, y concretamente sobre el riesgo cardiovascular. Este gran estudio concluye que: La adhesión a ciertas dietas del grupo sanguíneo se asociada con efectos favorables en algunos factores de riesgo cardiometabólico, pero estas asociaciones fueron independientes del genotipo ABO del individuo, por lo que los hallazgos no apoyan la hipótesis de la dieta de tipo sanguíneo.

 

Es decir, alguna de las dietas que se plantean dentro de esta estrategia puede ser saludable, como la del grupo A, ya que incorpora gran cantidad de vegetales. Sin embargo, ésta será igual de saludable para cualquiera, independientemente del grupo sanguíneo. Por tanto, hasta le fecha no parece lógico incluir o excluir alimentos en función de nuestro grupo sanguíneo.

 

En cualquier caso, con esto no quiero indicar que la genética no tenga influencia en nuestra alimentación y estado de salud global, de hecho es todo lo contrario. La genética nos predispone de forma directa con multitud de patologías, y tiene una vinculación directa con la alimentación; un tema ampliamente estudiado dentro de las ramas de la nutrigenómica, nutrigenética, y nutrición evolutiva. Sin embargo, no a través de este tipo de planteamientos del grupo sanguíneo.

 

Por tanto, a día de hoy este tipo de planteamientos no tienen ningún soporte científico sólido, y pueden confundir al paciente. A pesar de que alguna de sus propuestas pueda ser medianamente saludable, la justificación que dan los autores para aplicarla no es correcta.

 

 

Un saludo.

Javier Tenas, Dietista-Nutricionista.

 

 

Pregunta al nutricionista

Este campo no se mostrará de forma pública.

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.

Todos los campos con * son obligatorios.

Solapas verticales