Comparte esta entrada del blog: 

LA HISTORIA DEL TURRÓN

Probablemente, todos tenemos una gran cantidad de recuerdos de nuestra infancia ligados a la época navideña; una temporada que, para los más pequeños, está llena de magia. Y seguramente, entre todos esos recuerdos, también tenemos en mente las bandejas de turrones y polvorones que se servían en las comidas y cenas navideñas, tradición que hemos alargado hasta el día de hoy. Si hacemos una ligera labor investigadora, y preguntamos a nuestros padres y abuelos, posiblemente nos dirán lo mismo. Y es que, la tradición del turrón no es para nada reciente, de hecho, se remonta mucho tiempo atrás. ¿Alguna vez te has preguntado de dónde procede esta costumbre y desde cuándo se realiza? Hoy en SimplySano, te respondemos a estas preguntas.

 

A pesar de que en la actualidad podemos encontrar turrones de casi cualquier sabor, antiguamente, la oferta era algo más limitada. Por entonces, la miel y las almendras eran los ingredientes principales.

 

Aunque sus orígenes no están bien definidos, para encontrar sus primeras referencias debemos retroceder hasta el siglo XI en la península arábiga, lugar donde actualmente se encuentra Arabia Saudita, Yemen, Omán e Irak. En sus inicios, se cree que fue utilizado como un modo de obtener alimentos duraderos para largos viajes, como indica el tratado de un antiguo médico árabe "De medicinis et cibis semplicibus", en el que se nombra el “turun”. Sin embargo, no fue hasta tiempo después cuando éste se extendió por la cuenca mediterránea, principalmente por España e Italia.

 

Ya en el siglo XV, existen diversos manuscritos que localizan la producción de turrón es España, y concretamente, en la zona de Alicante, tomando especial protagonismo a partir de la época de Carlos I  y Felipe II.

 

Fue en el siglo XVI, cuando este dulce comenzó a popularizarse durante la época navideña. Momento en el cual, parte del salario se saldaba con una cantidad concreta de turrón. Costumbre que se extendía hasta las clases más altas, como se recoge en un manuscrito del jefe de cocina de Felipe II, y que acostumbraba a servir turrón en estas fechas durante las comidas.

 

Quizá una de las cunas del turrón en España es lo localidad alicantina de Jijona, y que ha mantenido viva la tradición desde sus inicios. A pesar de ello, existen otras como Toledo que también poseen una gran trayectoria histórica, en este caso, principalmente de mazapán.

 

Por aquel entonces, las almendras, miel y huevo eran los ingredientes principales, y con los que se siguen manteniendo parte de las recetas tradicionales como el turrón de almendras blando y duro, el guirlache, etc. Sin embargo, y con las importaciones americanas de cacao y azúcar de caña, las recetas de turrón fueron tomando otra perspectiva; hasta llegar a las recetas que conocemos hoy en día.

 

Con el paso del tiempo, la costumbre y fama de estos turrones fue arraigando, tanto dentro como fuera de España, y los vendedores preparaban largos viajes en puestos ambulantes para vender todo el stock preparado durante los siglos XIX y XX.

 

En la actualidad, España es el mayor productor a nivel mundial, y exporta gran parte de su producción al resto del mundo.

Dietista-Nutricionista

Javier TENAS GONZALVO

 

Traslada tus dudas y consulta al nutricionista

Suscríbete a nuestro blog